Resident Evil: Afterlife [Reseña]

Caí en la tentación, lo admito. Después de jurar que no daría un sólo centavo de nuevo a los productores de las porquerías que comparten el nombre con una de las más grandiosas franquicias en los videojuegos me metí a una sala (rascuacha por cierto) de cine a ver nada mas ni nada menos que Resident Evil 4: Afterlife.

Los hermanos Redfield.

Lo mismo de siempre, ya hasta es inútil decirlo. Si vas al cine esperando ver la adaptación de tu videojuego favorito, llamado Resident Evil, saldrás gritando majaderias a todo mundo, pero esto ya no es novedad. Desde la tercera parte de la saga, protagonizada por Milla Jovovich, la historia se había tornado (si esque era posible) aún mas ridícula y lo único que compartía con el videojuego, aparte del nombre, era la incursión ocasional de algunos personajes emblematicos.

Aftelife sigue la misma fórmula y ahora, con una adaptación ya tirada al retrete, vemos a la sexy Milla haciendo uso de sus increíblemente ridículas habilidades tipo Neo (Matrix) contra aproximadamente un millón de zombies en la azotea de un edificio en Los Angeles. A pesar de lo forzado del asunto, debo reconocer que la producción es buena. Las tomas son llamativas, el sonido apropiado y los efectos soberbios (El verdugo con el hacha gigante me hubiera causado mucha emoción en otras circunstancias). Las actuaciones son simples, nada del otro mundo, pero creo que en películas de este tipo es lo normal que las actuaciones no sean de gran nivel, en general, se le da más importancia al aspecto visual de las bellas actrices (las cuales abundan en el filme) que a su capacidad para desarrollar correctamente a sus personajes. El ritmo te mantiene más o menos entretenido hasta la mitad donde obviamente cae un poco para dar lugar a la típica calma que precede a la tormenta, la cual, es poca ingeniosa, aunque rescata algo del material original (Wesker y sus movimientos matrix, de nuevo) del juego y hará que los fanáticos sonrían por lo menos un poco.

Eras tan genial en el juego...

No tengo mucho más que agregar, si quieres ver chicas sexys en acción y palomear un rato puede que no te sea una mala opción. Si lo que buscas es una buena película, no pierdas tu tiempo. Si eres fanboy del juego seguramente te valdrá y la terminarás viendo como yo a pesar de saber que lo lamentaras al final.

No importa el tiempo que pase, estos tipos de hollywood parecen estar destinados a volver buenos juegos en pedazos de estiercol.

Posdata… lo mejor, sin duda, es el final, asegura la creación de una seguramente brillante quinta película: Resident Evil: Sucks Again…

Kacey Barnfield...slurp

3 comentarios en “Resident Evil: Afterlife [Reseña]

  1. see dash esta peli q cago en too,tan groson q son los juegos y haven una peliCULA toda ridicula con milla q tiene poderes y mas tontadas :yaoming:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s